Salmo 19:1
Los cielos cuentan la gloria de Dios, Y el firmamento anuncia la obra de sus manos.
Romanos 1:20
Porque las cosas invisibles de él, su eterno poder y deidad, se hacen claramente visibles desde la creación del mundo, siendo entendidas por medio de las cosas hechas, de modo que no tienen excusa.
Salmo 33:6
Por la palabra de Jehová fueron hechos los cielos, Y todo el ejército de ellos por el aliento de su boca.
2 Pedro 3:5
Estos ignoran voluntariamente, que en el tiempo antiguo fueron hechos por la palabra de Dios los cielos, y también la tierra, que proviene del agua y por el agua subsiste,
Jeremías 10:12
El que hizo la tierra con su poder, el que puso en orden el mundo con su saber, y extendió los cielos con su sabiduría
Salmo 147:4-5
El cuenta el número de las estrellas; A todas ellas llama por sus nombres. Grande es el Señor nuestro, y de mucho poder; Y su entendimiento es infinito

7 pasos para conocer a Dios

1. Reconozca que Dios le ama

Porque de tal manera amó Dios al mundo, que ha dado a su Hijo unigénito, para que todo aquel que en él cree, no se pierda, más tenga vida eterna. Juan 3:16.

Y esta es la vida eterna: que te conozcan a ti, el único Dios verdadero, y a Jesucristo, a quien has enviado. Juan 17:3.

Como el Padre me ha amado, así también yo os he amado; permaneced en mi amor. Juan 15:9

2. Admita que necesita ayuda

Y esta es la condenación: que la luz vino al mundo, y los hombres amaron más las tinieblas que la luz, porque sus obras eran malas. Juan 3:19.

Por eso os dije que moriréis en vuestros pecados; porque si no creéis que yo soy, en vuestros pecados moriréis. Juan 8:24.

El que en él cree, no es condenado; pero el que no cree, ya ha sido condenado, porque no ha creído en el nombre del unigénito Hijo de Dios. Juan 3:18.

3. Crea que Jesucristo es el único Salvador

El siguiente día vio Juan a Jesús que venía a él, y dijo: He aquí el Cordero de Dios, que quita el pecado del mundo. Juan 1:29.

Jesús le dijo: Yo soy el camino, y la verdad, y la vida; nadie viene al Padre, sino por mí Juan 14:6.

El que cree en el Hijo tiene vida eterna; pero el que rehúsa creer en el Hijo no verá la vida, sino que la ira de Dios está sobre él. Juan 3:36

4. Reciba a Jesucristo como su propio Salvador

Mas a todos los que le recibieron, a los que creen en su nombre, les dio potestad de ser hechos hijos de Dios; Juan 1:12

y yo les doy vida eterna; y no perecerán jamás, ni nadie las arrebatará de mi mano. Juan 10:28

De cierto, de cierto os digo: El que oye mi palabra, y cree al que me envió, tiene vida eterna; y no vendrá a condenación, mas ha pasado de muerte a vida. Juan 5:24

5.  Acepte que Jesús es ahora su Señor y amigo

Vosotros sois mis amigos, si hacéis lo que yo os mando. Juan 15:14.

Entonces Tomás respondió y le dijo: ¡Señor mío, y Dios mío! Juan 20:28.

Hasta ahora nada habéis pedido en mi nombre; pedid, y recibiréis, para que vuestro gozo sea cumplido. Juan 16:24.

6. Reconozca que ahora pertenece a la familia de Dios la iglesia

Cuando llegó la noche de aquel mismo día, el primero de la semana, estando las puertas cerradas en el lugar donde los discípulos estaban reunidos por miedo de los judíos, vino Jesús, y puesto en medio, les dijo: Paz a vosotros. Y cuando les hubo dicho esto, les mostró las manos y el costado. Y los discípulos se  regocijaron viendo al Señor. Juan 20:19,20.

Yo soy la vid, vosotros los pámpanos; el que permanece en mí, y yo en él, éste lleva mucho fruto; porque separados de mí nada podéis hacer. Juan 15:5.

7. Comprométase a servir al Señor: ore, lea la Biblia y testifique

Y todo lo que pidiereis al Padre en mi nombre, lo haré, para que el Padre sea glorificado en el Hijo. Juan 14:13.

Dijo entonces Jesús a los judíos que habían creído en él: Si vosotros permaneciereis en mi palabra, seréis verdaderamente mis discípulos; y conoceréis la verdad, y la verdad os hará libres. Juan 8:31,32.

Entonces Jesús les dijo otra vez: Paz a vosotros. Como me envió el Padre, así también yo os envío. Juan: 20:21

Related Articles

Su encuentro con Dios

  • CUATRO PRINCIPIOS ESPIRITUALES

    Así como hay leyes naturales que rigen el universo, también hay Principios espirituales que rigen nuestra relación con Dios.

    PRIMER PRINCIPIO

    Porque de tal manera amo Dios al mundo, que ha dado a su hijo unigénito, para que todo aquel que en EL cree no se pierda más tenga vida eterna. Juan 3:16.

    EL PLAN DE DIOS

    Cristo afirma “Yo he venido para que tengan vida, y para que la tengan en abundancia” Juan 10:10b (Una vida completa y con propósitos) ¿Por qué es que la mayoría de las personas no están experimentando esta “vida en abundancia”.

    SEGUNDO PRINCIPIO

    El hombre es pecador y está separado de Dios; por lo tanto no puede conocer ni experimentar el amor y el plan de Dios en su vida. EL HOMBRE ES PECADOR.

    Dice la biblia: “Por cuanto todos pecaron, y están destituido de la gloria de Dios.”

    El hombre fue creado para tener comunión con Dios, pero debido a su terca voluntad egoísta, escogió su propio camino y su relación con Dios se interrumpió. Esta voluntad egoísta caracterizada por una actitud de rebelión activa indiferencia pasiva, es evidencia que la biblia llama pecado.

    EL HOMBRE ESTA SEPARADO DE DIOS

    “Porque la paga del pecado es muerte…” Romanos 6:33.

    (O sea separación espiritual de Dios)

    Dios es santo y el hombre pecador. Un gran abismo los separa. El hombre está tratando continuamente de alcanzar a Dios y la vida en abundancia, y cruzar este abismo de separación mediante sus propios esfuerzos: la religión; la moral; la filosofía; las buenas obras; etc.

    TERCER PRINCIPIO

    (Nos da la única solución al problema)

    Jesucristo es la única provisión de Dios para el pecador solo en él puede usted conocer y experimentar el amor y el plan de Dios.

    MURIO EN NUESTRO LUGAR

    “Más Dios muestra su amor para con nosotros en que siendo aún pecadores, Cristo murió por nosotros” (Romanos 5:8).

    EL RESUCITO

    Cristo murió por nuestros pecados… fue sepultado, y…resucito al tercer día, conforme a las Escrituras;…apareció a Cefas, y después a los doce. Después apareció a más de quinientos…” (1 Corintios 15)

     CRISTO ES EL UNICO CAMINO

     Jesús dice: Yo soy el camino y la verdad, y la vida; nadie viene al Padre, sino por Mi” (Juan 14:6).

    Había una pared que nos separaba de Dios, esa pared era el pecado, y Jesucristo el hijo de Dios al morir en la cruz en nuestro lugar derribo esa pared y ahora hemos sido justificados con la sangre de Cristo y nos dio la entrada a tener comunión con Dios Padre.

    (No es suficiente conocer estos tres principios y aun aceptarlos intelectualmente)

    CUARTO PRINCIPIO

    Debemos individualmente recibir a Jesucristo como Señor y Salvador para poder conocer y experimentar el amor y el plan de Dios para Nuestras vidas.

    DEBEMOS RECIBIR A CRISTO

    “Más a todos los que le recibieron, a los que cree en su nombre, les dio potestad de ser hechos hijos de Dios.” Juan 1:12.

     RECIBAMOS A CRISTO MEDIANTE LA FE

    “Porque por gracia sois salvos por medio de la fe; y esto no de vosotros, pues es don de Dios; no por obras, (sacrificios materiales o físicos) para que nadie se gloríe. Efesios 2:8-9.

     USTED PUEDE RECIBIR A CRISTO HAGA ESTA ORACION (Orar es hablar con Dios)

    Señor Jesucristo: Gracias porque me amas entiendo que te necesito. Te entrego mi vida y te recibo como mi Señor y Salvador. Perdona todo mi pasado, hazme la persona que tú quieres que sea. Gracias por perdonar mis pecados. Gracias por entrar en mi vida y escuchar mi oración.

    LA IMPORTANCIA DE LA IGLESIA

    Si usted hizo esta oración es parte de la familia de Dios, y no es del que quiere o puede o tiene recursos es del que Dios tiene misericordia y él ha tenido misericordia de usted, porque Dios mismo lo eligió y como hijos agradecidos tenemos que congregarnos en una iglesia para estimularnos a la verdadera amistad entre hermanos y hacer la voluntad de Dios y congregándose comprenderá a través de la palabra de Dios el propósito y la misión que Dios tiene para su vida.