Salmo 19:1
Los cielos cuentan la gloria de Dios, Y el firmamento anuncia la obra de sus manos.
Romanos 1:20
Porque las cosas invisibles de él, su eterno poder y deidad, se hacen claramente visibles desde la creación del mundo, siendo entendidas por medio de las cosas hechas, de modo que no tienen excusa.
Salmo 33:6
Por la palabra de Jehová fueron hechos los cielos, Y todo el ejército de ellos por el aliento de su boca.
2 Pedro 3:5
Estos ignoran voluntariamente, que en el tiempo antiguo fueron hechos por la palabra de Dios los cielos, y también la tierra, que proviene del agua y por el agua subsiste,
Jeremías 10:12
El que hizo la tierra con su poder, el que puso en orden el mundo con su saber, y extendió los cielos con su sabiduría
Salmo 147:4-5
El cuenta el número de las estrellas; A todas ellas llama por sus nombres. Grande es el Señor nuestro, y de mucho poder; Y su entendimiento es infinito

La idolatría Éxodo 20:2-6 (Deuto 5:6-10)

El hombre es creación de Dios y después de su caída, rompió la relación directa y permanente que tenía con su creador, el hombre se apartó de Dios, se corrompió cambiaron la gloria del Dios incorruptible en semejanza de imagen de hombre corruptible, de aves, de cuadrúpedos y de reptiles. Rom1:23

La corrupción del hombre lo llevo a la idolatría

Deuteronomio 4:15-16 Guardad, pues, mucho vuestras almas; pues ninguna figura visteis el día que Jehová habló con vosotros de en medio del fuego; para que no os corrompáis y hagáis para vosotros escultura, imagen de figura alguna, efigie de varón o hembra, 

El segundo mandamiento de los 10 se refiere a la idolatría.

Éxodo 20:4-6 Deute 5:8-10   No te harás imagen, ni ninguna semejanza de lo que esté arriba en el cielo, ni abajo en la tierra, ni en las aguas debajo de la tierra. No te inclinarás a ellas, ni las honrarás; porque yo soy Jehová tu Dios, fuerte, celoso, que visito la maldad de los padres sobre los hijos hasta la tercera y cuarta generación de los que me aborrecen, y hago misericordia a millares, a los que me aman y guardan mis mandamientos.

Como podemos ver la idolatría es una transgresión clara al segundo mandamiento.

Pero trate de hacerle ver su transgresión a un idolatra, siempre la niegan; un caso notorio es la Iglesia de Roma, al punto de haber alterado el segundo mandamiento en su catecismo:

Incluyeron el segundo en el primero, Amarás al Señor tu Dios con todo tu corazón, con toda tu alma y con todas tus fuerzas y comentan con ideas de hombres que “el culto de las imágenes sagradas está fundado en el misterio de la Encarnación del Verbo de Dios. No es contrario a este primer mandamiento”; ocultan el segundo mandamiento que trata de la idolatría, y para completar el decálogo, desdoblan el décimo, separando como noveno el no codiciaras la mujer de tu prójimo y luego en los últimos años cambian este texto por no consentirás pensamientos ni deseos impuros.  

Nuestro Señor Jesús dijo, De estos dos mandamientos depende toda la ley y los profetas. Mateo 22:40                      

Mateo 22:37-39 Jesús le dijo: Amarás al Señor tu Dios con todo tu corazón, y con toda tu alma, y con toda tu mente. Este es el primero y grande mandamiento. Y el segundo es semejante: Amarás a tu prójimo como a ti mismo.
El idolatra niega su idolatría, tuercen la palabra, entendiendo de mala manera, las imágenes que Dios mando hacer.   

Así, hacen referencia que Dios mando hacer imágenes en el Arca. Pero sabemos que no todas las imágenes son ídolos, depende de la acción del hombre ante las imágenes; Jehová mando hacer también dos querubines de oro; labrados a martillo los harás en los dos extremos del propiciatorio. Éxodo 25:18 y manda hacer el tabernáculo de diez cortinas de lino torcido, azul, púrpura y carmesí; y lo harás con querubines de obra primorosa. Exodo 26: 1, eran representaciones de querubines celestiales, de ninguna manera se adoraba, ni veneraba.

En el interior del templo de Salomón, cuyos planos arquitectónicos se lo entrego David cumpliendo la orden de Dios 1Cron 28:11-12,

1Rey 6:23 Hizo también en el lugar santísimo dos querubines de madera de olivo, cada uno de diez codos de altura.

1Rey 6:28-29 fueron cubiertas de oro, Y esculpió todas las paredes de la casa alrededor de diversas figuras, de querubines, de palmeras y de botones de flores, por dentro y por fuera.

Estas representaciones no eran ídolos; solo los sacerdotes que oficiaban podrían ver las que estaban en el interior del tabernáculo y luego en el interior del templo. Nadie, salvo el sumo sacerdote, entraba en el Santísimo, y tan solo lo hacía el Día de Expiación.

Todo esto era un santuario echo de mano, figura del verdadero dice Heb 9:24

También resaltan que Salomón mando a construir imágenes, lo cual es cierto, pero lo hizo por su cuenta y era malo ante los ojos de Dios. 

1 Reyes 11:4 Y cuando Salomón era ya viejo, sus mujeres inclinaron su corazón tras dioses ajenos, y su corazón no era perfecto con Jehová su Dios, como el corazón de su padre David. 

Pero lo que hizo era malo ante los ojos de Jehová, el hombre más sabio y poderoso de la época, su desobediencia lo llevo a la idolatría

1 Reyes 11:6-8 E hizo Salomón lo malo ante los ojos de Jehová, y no siguió cumplidamente a Jehová como David su padre. Entonces edificó Salomón un lugar alto a Quemos, ídolo abominable de Moab, en el monte que está enfrente de Jerusalén, y a Moloc, ídolo abominable de los hijos de Amón. 

También mencionan que Dios mando a construir a Moisés la serpiente de bronce, pero no resaltan que los Israelitas terminaron quemándole incienso y adorándole, hasta que fue destruida por el Rey de Judá Ezequías. 2 Reyes 18:3-4

En Números 21:5-8 está claro el motivo; primero Jehová envió serpientes ardientes como castigo, que mordían a su pueblo, y murieron muchos, porque el pueblo hablo contra Dios y contra Moisés, despreciaron la provisión de Dios el mana; el pueblo reconoció su pecado (se arrepintió) y pidieron a Moisés que ruega a Jehová que les quite esa serpiente. Dios no la quito sino mando hacer a Moisés una serpiente ardiente sobre un asta cuando alguna serpiente mordía a alguno, miraba a la serpiente de bronce, y vivía. En ningún caso lo mando a construir para que sea adorada o venerada.

Dicen que no adoran imágenes sino la veneran, que venerar es respetar, apreciar, valorar; pero veneran postrándose, inclinándose, clamando, honrando, pidiendo a imágenes o semejanzas de lo que está arriba en los cielos o abajo en la tierra    

 La idolatría es abominación a Dios       

Deuteronomio 27:15 Maldito el hombre que hiciere escultura o imagen de fundición, abominación a Jehová, obra de mano de artífice, y la pusiere en oculto. Y todo el pueblo responderá y dirá: Amén. 

Miqueas 5:13 Y haré destruir tus esculturas y tus imágenes de en medio de ti, y nunca más te inclinarás a la obra de tus manos.

Isaías 42:8 Yo Jehová; este es mi nombre; y a otro no daré mi gloria, ni mi alabanza a esculturas.    

Pedir, clamar a un ídolo o a una imagen o lo que sea, hecho por el hombre, es un desperdicio, no sirve de nada, uno se engaña, como se puede depositar la confianza en ellos si son inertes no tienen vida, no pueden hacer nada, es la obra de un hombre. 

Isaías 57:13 Cuando clames, que te libren tus ídolos; pero a todos ellos llevará el viento, un soplo los arrebatará; mas el que en mí confía tendrá la tierra por heredad, y poseerá mi santo monte.   

Habacuc 2:18-19 ¿De qué sirve la escultura que esculpió el que la hizo? ¿La estatua de fundición que enseña mentira, para que haciendo imágenes mudas confíe el hacedor en su obra? ¡Ay del que dice al palo: Despiértate; y a la piedra muda: Levántate! ¿Podrá él enseñar? He aquí está cubierto de oro y plata, y no hay espíritu dentro de él. 

Salmo 115:3-8 Nuestro Dios está en los cielos; Todo lo que quiso ha hecho. Los ídolos de ellos son plata y oro, Obra de manos de hombres. Tienen boca, mas no hablan; Tienen ojos, mas no ven; Orejas tienen, mas no oyen; Tienen narices, mas no huelen; Manos tienen, mas no palpan; Tienen pies, mas no andan; No hablan con su garganta. Semejantes a ellos son los que los hacen, Y cualquiera que confía en ellos. 

Esta tan claro; pero el hombre siempre busca escusas, que no corresponden; dicen: no soy bueno para pedir a Dios directamente, por eso pido a través imágenes de personas que fueron buenas o de los ángeles, que mejor ellos para pedir por mí, Dios les escucha.

Cayendo en el mismo error que tenían los gnósticos en la época de inicios del cristianismo. Y es evidente que no se les debía de venerar, pues no se debía dar adoración ni a los mismos ángeles.

 Colosenses 2:18 Nadie os prive de vuestro premio, afectando humildad y culto a los ángeles, entremetiéndose en lo que no ha visto, vanamente hinchado por su propia mente carnal,

El mismo apóstol Juan maravillado con lo que le decía el ángel, de las revelaciones de Dios quiso adorar al ángel, pero el mismo angel le dijo que no lo haga que el era un consiervo suyo.  Apoc 19:10  

 El mundo está entregado a la idolatría

Hechos 17:16 Mientras Pablo los esperaba en Atenas, su espíritu se enardecía viendo la ciudad entregada a la idolatría.

Idolatría no solo es culto a imágenes, esculturas, objetos, sino todo lo que aparta de nuestra relación con Dios, entonces dejamos de adorar a Dios y adoramos a demonios.

1 Corintios 10:18-20 Mirad a Israel según la carne; los que comen de los sacrificios, ¿no son partícipes del altar?

¿Qué digo, pues? ¿Que el ídolo es algo, o que sea algo lo que se sacrifica a los ídolos?

Antes digo que lo que los gentiles sacrifican, a los demonios lo sacrifican, y no a Dios; y no quiero que vosotros os hagáis partícipes con los demonios

Es de aclarar que el ateo también es idolatra, porque al no estar Dios en su vida, lo que ocupa ese lugar en su vida es su ídolo.

Los falsos cristianos son idolatras, porque su dios es el vientre,

Filip 3:18-19 Porque por ahí andan muchos, de los cuales os dije muchas veces, y aun ahora lo digo llorando, que son enemigos de la cruz de Cristo; el fin de los cuales será perdición, cuyo dios es el vientre, y cuya gloria es su vergüenza; que sólo piensan en lo terrenal.     

La idolatría está muy arraigada en las costumbres y tradiciones,  

Jeremías 10:2-5 Así dijo Jehová: No aprendáis el camino de las naciones, ni de las señales del cielo tengáis temor, aunque las naciones las teman. Porque las costumbres de los pueblos son vanidad; porque leño del bosque cortaron, obra de manos de artífice con buril. Con plata y oro lo adornan; con clavos y martillo lo afirman para que no se mueva.  Derechos están como palmera, y no hablan; son llevados, porque no pueden andar. No tengáis temor de ellos, porque ni pueden hacer mal, ni para hacer bien tienen poder.

Esta tan arraigado idolatría en el hombre que aun experimentando males no se arrepientan y se apartan 

Apocalipsis 9:20 Y los otros hombres que no fueron muertos con estas plagas, ni aun así se arrepintieron de las obras de sus manos, ni dejaron de adorar a los demonios, y a las imágenes de oro, de plata, de bronce, de piedra y de madera, las cuales no pueden ver, ni oír, ni andar;

De ninguna manera Dios acepta que nos ayudemos por medio de las imágenes para adorarle

Éxodo 32:3-10 Entonces todo el pueblo apartó los zarcillos de oro que tenían en sus orejas, y los trajeron a Aarón; para que haga un becerro de oro, el cual quisieron utilizarlo para representar a Jehová. Lo que encendió la ira de Dios.

Éxodo 32:5 Y viendo esto Aarón, edificó un altar delante del becerro; y pregonó Aarón, y dijo: Mañana será fiesta para Jehová.

Dios quiere que le adoremos en espíritu y verdad Juan 4:24

La idolatría es una manifestación de las obras de la carne

Gálatas 5:19-21 Y manifiestas son las obras de la carne, que son: adulterio, fornicación, inmundicia, lascivia, idolatría, hechicerías, enemistades, pleitos, celos, iras, contiendas, disensiones, herejías, envidias, homicidios, borracheras, orgías, y cosas semejantes a estas; acerca de las cuales os amonesto, como ya os lo he dicho antes, que los que practican tales cosas no heredarán el reino de Dios. 

Hay condena para el idolatra

Los idolatras no heredaran el reino de Dios 

1 Corintios 6:9 ¿No sabéis que los injustos no heredarán el reino de Dios? No erréis; ni los fornicarios, ni los idólatras, ni los adúlteros, ni los afeminados, ni los que se echan con varones, 

Efesios 5:5 Porque sabéis esto, que ningún fornicario, o inmundo, o avaro, que es idólatra, tiene herencia en el reino de Cristo y de Dios. 

Por lo tanto al idolatra le espera la muerte segunda

Apocalipsis 21:8 Pero los cobardes e incrédulos, los abominables y homicidas, los fornicarios y hechiceros, los idólatras y todos los mentirosos tendrán su parte en el lago que arde con fuego y azufre, que es la muerte segunda.

Tenemos las siguientes órdenes que cumplir

Huid de la Idolatría

1 Corintios 10 14-15 Por tanto, amados míos, huid de la idolatría. Como a sensatos os hablo; juzgad vosotros lo que digo. 

Debemos tener cuidado en lo que pensamos como es Dios,mucho cuidado en lo que nos imaginamos como hombres, porque podríamos estar cayendo en idolatría, por eso necesitamos de su palabra para tener la idea correcta de Dios.   

Hechos 17:29 Siendo, pues, linaje de Dios, no debemos pensar que la Divinidad sea semejante a oro, o plata, o piedra, escultura de arte y de imaginación de hombres

A Dios solo adoraremos y serviremos, Dios no es más que otro para adorarle más, él es el único digno de adoración.  

Al Señor tu Dios adorarás, y a él solo servirás.  Mateo 4;10, Lucas 4:8.

Related Articles

Su encuentro con Dios

  • CUATRO PRINCIPIOS ESPIRITUALES

    Así como hay leyes naturales que rigen el universo, también hay Principios espirituales que rigen nuestra relación con Dios.

    PRIMER PRINCIPIO

    Porque de tal manera amo Dios al mundo, que ha dado a su hijo unigénito, para que todo aquel que en EL cree no se pierda más tenga vida eterna. Juan 3:16.

    EL PLAN DE DIOS

    Cristo afirma “Yo he venido para que tengan vida, y para que la tengan en abundancia” Juan 10:10b (Una vida completa y con propósitos) ¿Por qué es que la mayoría de las personas no están experimentando esta “vida en abundancia”.

    SEGUNDO PRINCIPIO

    El hombre es pecador y está separado de Dios; por lo tanto no puede conocer ni experimentar el amor y el plan de Dios en su vida. EL HOMBRE ES PECADOR.

    Dice la biblia: “Por cuanto todos pecaron, y están destituido de la gloria de Dios.”

    El hombre fue creado para tener comunión con Dios, pero debido a su terca voluntad egoísta, escogió su propio camino y su relación con Dios se interrumpió. Esta voluntad egoísta caracterizada por una actitud de rebelión activa indiferencia pasiva, es evidencia que la biblia llama pecado.

    EL HOMBRE ESTA SEPARADO DE DIOS

    “Porque la paga del pecado es muerte…” Romanos 6:33.

    (O sea separación espiritual de Dios)

    Dios es santo y el hombre pecador. Un gran abismo los separa. El hombre está tratando continuamente de alcanzar a Dios y la vida en abundancia, y cruzar este abismo de separación mediante sus propios esfuerzos: la religión; la moral; la filosofía; las buenas obras; etc.

    TERCER PRINCIPIO

    (Nos da la única solución al problema)

    Jesucristo es la única provisión de Dios para el pecador solo en él puede usted conocer y experimentar el amor y el plan de Dios.

    MURIO EN NUESTRO LUGAR

    “Más Dios muestra su amor para con nosotros en que siendo aún pecadores, Cristo murió por nosotros” (Romanos 5:8).

    EL RESUCITO

    Cristo murió por nuestros pecados… fue sepultado, y…resucito al tercer día, conforme a las Escrituras;…apareció a Cefas, y después a los doce. Después apareció a más de quinientos…” (1 Corintios 15)

     CRISTO ES EL UNICO CAMINO

     Jesús dice: Yo soy el camino y la verdad, y la vida; nadie viene al Padre, sino por Mi” (Juan 14:6).

    Había una pared que nos separaba de Dios, esa pared era el pecado, y Jesucristo el hijo de Dios al morir en la cruz en nuestro lugar derribo esa pared y ahora hemos sido justificados con la sangre de Cristo y nos dio la entrada a tener comunión con Dios Padre.

    (No es suficiente conocer estos tres principios y aun aceptarlos intelectualmente)

    CUARTO PRINCIPIO

    Debemos individualmente recibir a Jesucristo como Señor y Salvador para poder conocer y experimentar el amor y el plan de Dios para Nuestras vidas.

    DEBEMOS RECIBIR A CRISTO

    “Más a todos los que le recibieron, a los que cree en su nombre, les dio potestad de ser hechos hijos de Dios.” Juan 1:12.

     RECIBAMOS A CRISTO MEDIANTE LA FE

    “Porque por gracia sois salvos por medio de la fe; y esto no de vosotros, pues es don de Dios; no por obras, (sacrificios materiales o físicos) para que nadie se gloríe. Efesios 2:8-9.

     USTED PUEDE RECIBIR A CRISTO HAGA ESTA ORACION (Orar es hablar con Dios)

    Señor Jesucristo: Gracias porque me amas entiendo que te necesito. Te entrego mi vida y te recibo como mi Señor y Salvador. Perdona todo mi pasado, hazme la persona que tú quieres que sea. Gracias por perdonar mis pecados. Gracias por entrar en mi vida y escuchar mi oración.

    LA IMPORTANCIA DE LA IGLESIA

    Si usted hizo esta oración es parte de la familia de Dios, y no es del que quiere o puede o tiene recursos es del que Dios tiene misericordia y él ha tenido misericordia de usted, porque Dios mismo lo eligió y como hijos agradecidos tenemos que congregarnos en una iglesia para estimularnos a la verdadera amistad entre hermanos y hacer la voluntad de Dios y congregándose comprenderá a través de la palabra de Dios el propósito y la misión que Dios tiene para su vida.